Purépechas poseen ropajes con identidad y belleza; gustan tanto, que marcas extranjeras los plagian

Siguenos y dale Like:

Los patrones creados por artesanos michoacanos han sido copiados por líneas de ropa internacionales.

Redacción / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. México está lleno de colores: desde las calles de los pueblos y ciudades, hasta la vestimenta de su gente, y hay más diseños de los que puedes imaginar.

Michoacán, en particular, posee un pasado purépecha que lo enriquece en todos sentidos y en el diseño textiles no es la excepción. Esto ha provocado que marcas internacionales de moda se «inspiren» en ello al punto de parecer plagio.

El caso más reciente que encendió a las redes sociales y llevó el caso al Senado de la República fue la diseñadora francesa Isabel Marant, quien lanzó una línea completa de ropa en la que está «copiando, literalmente, patrones de diseños purépechas de artesanos de Charapan, Michoacán; en particular una línea de gabanes», sin dar crédito a los verdaderos creadores.

Así que con estos antecedentes revisemos el traje purépecha de Michoacán, caracterizado por su vistoso colorido, la vestimenta purépecha, no solo es la más sobresaliente de las cuatro etnias indígenas de este estado, sino que representa el traje típico de toda la región.

Cómo es la vestimenta purépecha

Actualmente, la vestimenta purépecha de la mujer llama especialmente la atención por sus colores vivos, además, del uso de un delantal de percal de lino o algodón sobre la ropa.

También, otro elemento característico, es la falda salina tejida a mano, que se coloca encima de un refajo blanco y alrededor de la cintura, sujetándose con varias fajas tejidas en lana o algodón; combinada con una blusa llamada huanengo, que llegando hasta las caderas, posee un corte cuadrado, mangas cortas y un bordado de figuras florales o animales que adornan el escote y los bordes de los hombros. Adicionalmente, las tarascas lucen un peinado trenzado y aretes de diversos tamaños.

Por su parte, el hombre se viste con un traje de camisa y pantalón confeccionado en algodón, y encima utiliza una faja tejida a mano, acompañado de un sombrero hecho en fibra de petate. En ambos casos, el calzado son los huaraches o sandalias de cuero tejido.

Siendo uno de los trajes típicos mexicanos más conocidos en el mundo, la vestimenta purépecha lleva consigo la riqueza de los procesos históricos, sociales y culturales que enorgullecen a este pueblo precolombino.

Una prenda tan compleja como hermosa

El elemento más importante del vestuario femenino es la falda. Hay de dos tipos, una es conocida como ‘sabanilla’, porque antes también la usaban para cubrirse en las noches. La sabanilla es de lana y se enreda en la cintura. La sujetan con un ceñidor y dejan libre 20 centímetros de tela aproximadamente.

La otra falda se llama ‘zagalejo’ y también es de lana. En la parte de arriba lleva una tira de tela de color fuerte y abajo una banda del mismo material para que no roce con el suelo. Esta se coloca en una pretina amarrada en la cintura. Hay un elemento que se llama ‘rollo’ y sirve para apoyar cualquier cosa que cargue la mujer en su espalda. El rollo se ata a la pretina unos 20 cm más abajo. Bajo la falda usan enaguas de manta de 5 metros de ancho, en la orilla inferior cosen una tira bordada llamada labrado.Las mujeres usan dos ceñidores, el primero de lana en color oscuro sostiene la falda. El otro es más fino y sólo sirve de adorno.

En cuanto a la camisa hay tres tipos. El ‘huananjere’ es derivado del huipil. Es corta, de manga blanca y va metida en la faja. Alrededor del cuello y en los hombros está bordada. La segunda es de manta blanca y de escote cuadrado. Y la última es la más común, la camisa va plegada sobre el pecho y espalda, puede estar bordada con colores o de blanco.

Para completar el vestuario, las mujeres se peinan con trenzas entretejidas con cordones de lana y a veces usan rebozos de color azul.

Siguenos y dale Like:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *